Mariana de Neoburgo. Parte I.

Mariana de Neoburgo (Neoburgo, 1667-Guadalajara, 1740) fue elegida por la Corte española para convertirse en esposa del rey Carlos II (Madrid, 1661-Madrid, 1700), únicamente por la fertilidad que habían demostrado los miembros femeninos de su familia. En concreto su madre Isabel Amalia de Hesse-Darmstadt, había tenido nada menos que veintitrés hijos.Lo único que se pretendía con su elección, es que diera el deseado heredero a la corona española.
Mariana de Neoburgo, la princesa bávara, elegida para convertirse en la segunda esposa de Carlos II (Madrid, 1661-Madrid, 1700), era hija del duque Felipe Guillermo de Baviera-Neoburgo. Físicamente era corpulenta, con grandes pechos, pelirroja, con ojos saltones y pecas. En definitiva, junto al rey Carlos II era demasiado desproporcionada.Según las crónicas de la corte intentó soportarla, no llegando nunca a ser aceptada, ni siquiera por el pueblo.

El viaje de Mariana de Neoburgo desde Baviera a España, fue largo y difícil, ya que duró nada menos que ocho meses. Finalmente llegó al puerto de El Ferrol, en Galicia, el 6 de abril de 1690. Esta vez no sucedió como con la llegada de Maria Luisa de Orleáns, que Carlos II partió a su encuentro desoyendo cualquier consejo. En este caso, no la esperaba con demasiada alegría.

Mariana de Neoburgo consciente de la importancia de su misión para con el trono español, se hizo acompañar de tres personajes que llegarían a tener gran poder en la corte española: el médico Chistian Geleen, que hablaba perfectamente castellano; Enrique Javier Wiser y la baronesa de Berlips. Estos dos últimos, por sus intrigas se ganaron la antipatía no solo de los cortesanos, sino también del pueblo de Madrid.

Chistian Geleen, el médico que acompañó a la reina española Mariana de Neoburgo llegó a ser presidente del Colegio de Médicos de la Cámara, cargo de gran importancia en la Corte, y que le permitía estar al tanto de todo lo que en ella sucedía, para luego poder informar a su soberana, de naturaleza intrigante.
Dos de los personajes que acompañaron a Mariana de Neoburgo a España: Enrique Javier Wiser y la baronesa de Berlips recibieron del pueblo sendos motes.El primero, Enrique Javier Wiser debido a un defecto físico bastante visible fue conocido como El cojo; y la baronesa Berlips por la similitud fonética fue llamada La Perdiz.
Mariana de Neoburgo se casó con Carlos II en Valladolid en 1689. Según las crónicas, durante el primer encuentro entre la pareja, que se produjo en la misma ceremonia nupcial, no se produjo ningún gesto que hiciera pensar a los cortesanos que se trataría de un matrimonio feliz y fecundo; que proporcionase el deseado heredero al trono español.